jueves, 17 de diciembre de 2009

Quien es la Barbie?

Es nota vieja pero para los que preguntaban que paso en Tepoztlan...

ver tambien: http://elblogdelnarco.blogspot.com/2008/10/la-sombra-de-la-barbie.html

http://elblogdelnarco.blogspot.com/2009/12/las-fotos-de-la-barbie-o-el-texano-el.html


El texano llamado "La Barbie" es una misteriosa leyenda a quien se describe como un hombre de 32 años, bilingüe, galante con las mujeres, con una especial predilección por prendas Versace, lujosos automóviles y cliente de los principales clubes nocturnos.

Su nombre es Edgar Valdez Villareal, y es un lugarteniente del cártel de drogas de Sinaloa, según señalan autoridades mexicanas y estadounidenses. Un hombre clave que es despiadado en los enfrentamientos contra el cártel del Golfo por la supremacía del comercio ilícito de drogas en México.


Edgar Valdez
Las autoridades señalan que ha sido la pieza clave de la sangrienta guerra por el territorio que se lleva a cabo en Nuevo Laredo por el control de la ruta del narcotráfico, la Interestatal 35, hacia los Estados Unidos, y la persona responsable por extender la batalla hacia el centro y sur de México, incluyendo el estado de Guerrero y su meca turística, Acapulco.

Valdez fue acusado formalmente en el 2003 por una fiscalía federal para el distrito Louisiana por dos cargos de conspiración con intento de distribuir marihuana. La acusación formal fue originada por la Agencia para el Control de Drogas (DEA), dijo el agente especial de la DEA Steve Robertson en Washington.

"La Barbie, Edgar Valdez Villareal, es un fugitivo. ... Es un traficante significativo. Y debido al hecho de que es lugarteniente de una de las principales organizaciones de México, es una persona importante", dijo Robertson. "Definitivamente, queremos tenerlo en nuestras manos".

El procurador general de México Daniel Cabeza de Vaca también enfatizó la importancia de Valdez en la jerarquía del narcotráfico.

"En Guerrero, existen dos grupos que están confrontados: El grupo Beltrán, cuyo principal operador es Edgar Valdez Villareal "La Barbie"– y el otro grupo es los Zetas, que es del cártel del Golfo", dijo en una conferencia de prensa en enero. "Estos son los dos grupos que están peleando por el territorio".

Cabeza de Vaca estaba haciendo referencia a una violenta pandilla dentro del cártel de Sinaloa, supuestamente dirigida por los hermanos Arturo Beltrán Leyva y Héctor Beltrán Leyva, que se supone son lugartenientes de Joaquín "El Chapo" Guzmán, jefe del cártel de Sinaloa.

Cabeza de Vaca dijo que Valdez estaba involucrado en el reciente aumento de violencia afín a las drogas en Acapulco.

"Con seguridad, el problema comenzó cuando fue encontrado en Acapulco trabajando efectivamente con Beltrán", dijo Cabeza de Vaca en una entrevista con The Dallas Morning News.

Tarjeta clave en la violencia
Edgar Valdez Villareal nació el 11 de agosto de 1973, en Laredo. Debido a su cabello clara, piel clara y ojos azules, muchos lo llaman La Barbie, una referencia a la muñera estadounidense. También es conocido como El Güero y "El Comandante".

Por cualquiera de sus nombres, es visto como una de las personas claves detrás de una cultura de violencia amplia y una creciente lista de víctimas.

Es el líder del escuadrón de Sinaloa responsable de aniquilar a los cárteles enemigos, orquestar secuestros y reclutar a operativos, incluyendo a oficiales de policía, personal militar y agentes federales, de acuerdo con la procuraduría general.

Esta dependencia ha vinculado a Valdez con la elaboración de un narcovideo hecho público en diciembre por The Dallas Morning News . Éste muestra el interrogatorio a cuatro hombres ensangrentados y amoreteados que se identifican como Zetas, ejecutores del cártel del Golfo. Al término del video, que mostró la fecha del 16 de mayo de 2005, uno de los hombres recibe un disparo en la cabeza.

El video y su divulgación–podrían ser parte de una estrategia de Valdez contra el cártel del Golfo, dijo el procurador general José Luis Santiago Vasconcelos, jefe de la oficina del crimen organizado de la procuraduría en México.

Las autoridades dijeron que Valdez también podría haberse visto motivado a torturar a los hombres por el asesinato en Nuevo Laredo de su hermano y un colega de Sinaloa, Armando Valdez Villareal, aparentemente por los Zetas. El video fue realizado probablemente en Acapulco, dijeron las autoridades.

Valdez no se ha dejado ver recientemente para abordar las acusaciones en su contra.

En septiembre del 2004, compró un anuncio de página entera en el diario El Norte de Monterrey y en una carta abierta declaró que era simplemente un empresario. Pedía al presidente Vicente Fox justicia y dijo que había abandonado Nuevo Laredo porque la policía local le seguía pidiendo sobornos.

"Le pido que intervenga para solucionar la inseguridad, extorsión y el terror que existe en el estado de Tamaulipas, y, especialmente, en la ciudad de Nuevo Laredo", decía en la carta.

Pero las autoridades describen una carrera que sacó a Valdez de Laredo, donde creció, hasta convertirse en un asesino profesional del cártel al sur de la frontera y, en cinco años, comandante de campo de lo que parece ser la campaña del "Chapo" Guzmán por la supremacía a nivel nacional.

Tal carrera no es del todo sorprendente, dijo Cabeza de Vaca.

"Algunos nacen en un lado de la frontera y algunos nacen del otro", dijo a The Dallas Morning News. "... El hombre nació allá en Texas, pero es evidente que comenzó a trabajar aquí y quizás, probablemente, las relaciones que tuvo aquí fueron lo que lo llevaron a esos niveles de operación".

'Un semental con arma'
Amistades de Laredo, las cuales hablaron con este periódico bajo condición de anonimato por temor a represalias, recuerdan a Valdez como tranquilo e intenso, un pensador.

"Él es algo serio, tiene una presencia de mando que demanda respeto", dijo un empresario que lo ha conocido por más de 15 años y que pidió su nombre no fuera usado.

El propietario de un bar de Laredo coincidió con esa descripción, y recordó el momento en que alguna vez Valdez llegó para detener una trifulca que empezó por un hermano. "Cuando La Barbie entró, todo el mundo se quedó callado", dijo el propietario, quien solicitó anonimato. "El orden se restableció".

"Este hombre es alto, güero, con ojos azules", dijo otro comerciante, que también pidió que su nombre no fuera utilizado. "Es un semental con un arma. Es uno de esos hombres de clase que es como un imán para todas esas mujeres que creen que lo pueden cambiar".

Valdez se casó con la hija de 18 años de un socio cercano, de acuerdo con un antiguo oficial policiaco del estado de Texas que también habló bajo condición de anonimato.

Mientras vivía en Laredo, Valdez hizo frecuentes incursiones a lo largo del Río Grande, dijeron las amistades que hablaron bajo condición de anonimato.

En los archivos de la corte federal mexicana obtenidos por The News , una mujer testificó haberse reunido con "un grupo de muchachos" en un bar llamado La Habana en Monterrey, Nuevo Laredo, en el 2000. Su testimonio formó parte de un caso que las autoridades estaban tratando de presentar contra 10 personas, incluyendo ocho miembros de la Agencia Federal de Investigación (AFI), sospechosos de colaborar con Valdez en sus esfuerzos por traficar drogas y eliminar a los rivales de cárteles en Acapulco.

"Después de que nos reunimos me di cuenta de que eran 'pochos', que significa que creo que son ciudadanos estadounidenses porque viven en ciudades fronterizas cerca de México, y hablan un inglés y español entrecortado, se visten bien, con ropa de marca versache (sic), fina, casual y tienen buenos autos, así que pueden ingresar a los mejores establecimientos de Monterrey, y también usaban vehículos blindados equipados con gases y cohetes", testificó.

"... Me di cuenta de que siempre estaban acompañados por una persona a la que llamaban 'El Negro' que era un ex militar. Esta persona no salía con ellos a lugares, la función de esta persona era estar atento con el carro en marcha, y abrir la puerta a Edgar Valdez".

Cobrador de cuentas de 'Chapo'
Las autoridades de ambos lados de la frontera supieron de Valdez cuando se unió al cártel de Sinaloa en Nuevo Laredo como protegido de Arturo Beltrán Leyva, conocido como "El Barbas", según documentos oficiales.

Bajo la tutela de Beltrán, se convirtió en el cobrador de cuentas del "El Chapo" Guzmán, a quien fue presentado en el 2001 por su cliente, aseguran las autoridades.

Al poco tiempo Valdez organizó un destacamento de seguridad para "El Chapo", un grupo conocido como "Los Negros" que era la respuesta del cártel de Sinaloa a los Zetas, el grupo que sirve a Osiel Cárdenas, líder del cártel del Golfo, según documentos de la corte.

En el tiempo que ha trabajado para el cártel de Sinaloa, Valdez, junto a Los Negros, han operado en los estados mexicanos de Sinaloa, Tamaulipas, Nuevo León, Veracruz, Jalisco y Guerrero.

En agosto del 2003, un operario del cartel de Sinaloa testificó que conocía a "una persona de nombre Edgar Valdez, también conocido como 'El Barbie' o 'El Tigrillo', que vive en Nuevo Laredo y se le confía la compra de drogas en Colombia y la distribución de las mismas dentro de Estados Unidos", según documentos de corte.

En el 2003, las autoridades de EU y México emitieron una orden de aprehensión contra Valdez acusándolo de tráfico de cocaína. Al Ortiz, jefe de sección interino de la sección de empresas delictivas del FBI, describió a Valdez como un despiadado traficante del cártel de Sinaloa cuyo principal rival del cártel del Golfo es el igualmente peligroso: Humberto Lazcano Lazcano.

Es considerado el principal activo y jefe de sicarios de Arturo Beltrán Leyva en Nuevo León y Tamaulipas [y] fue reclutado en el 2001, según un documento preparado por el Centro Nacional de Planeación, Análisis e Información para Combatir el Delito.

El centro es una unidad de la oficina del procurador general que reúne información. El documento está fechado el 3 de febrero de 2005.

Este mismo documento sostiene que en el 2003, Valdez ayudó a sobornar a un alto funcionario de la AFI, Domingo González Díaz, para que diera protección al cártel de Sinaloa y un grupo afiliado, el cártel de Juárez y su afamado líder, Vicente Carrillo Fuentes.

"Dos testigos declararon que en marzo del 2003 viajaron al Distrito Federal con el sicario Edgar Valdés [sic] Villareal 'La Barbie' para entregar a González la cantidad de 1.5 millones de dólares, dinero que serviría para hacer que González actuara como intermediario para despedir al comandante de la AFI en Nuevo Laredo, Tamaulipas, y poner en su lugar a alguien que protegiera la organización criminal de los Carrillo Fuentes y expulsara a la banda de asesinos conocidos como los Zetas", de acuerdo a los documentos.

Domingo González Díaz abandonó su trabajo en la AFI y desapareció en el 2004. Aún lo busca la oficina del procurador general.

Un misterio su paradero
Autoridades policiales mexicanas recientemente ubicaron las supuestas actividades de Valdez en Acapulco, un lugar de vacaciones que por lo general es relajado y recientemente ha sido escena de enfrentamientos mortales entre los cárteles.

El mes pasado hubo un tiroteo en el centro de la ciudad que dejó a cuatro presuntos narcos muertos y cuatro policía lesionados.

Cabeza de Vaca, el procurador general, dijo que en Nuevo Laredo el grupo dominante del crimen organizado fue por mucho tiempo el cártel del Golfo y que el cártel de Sinaloa estaba tratando de desplazarlo.

"En Acapulco es exactamente lo opuesto. Era un lugar en el que los Beltrán del cártel de Sinaloa tenían una fuerte presencia, y hay un intento del grupo armado del cártel del Golfo, es decir, los Zetas, por controlar el territorio".

Nadie sabe con certeza dónde vive ahora Valdez o donde está. Aún tiene familiares en el área de Laredo, según autoridades policiales.

"Esta lucha es tanto por la carretera Interestatal 35 como por su propio patio trasero. Es su hogar y aquí están sus inversiones, sus amigos, su familia", afirmó el oficial.

Las autoridades de ambos lados de la frontera indican que la I-35, que atraviesa Laredo, es una de las principales arterias que usan los traficantes para transportar drogas de Latinoamérica a los EU. Esta autopista, que se extiende 1,500 millas desde el Río Grande atravesando Dallas hasta llegar a Minnesota, se ha convertido en la ruta predilecta de los traficantes en un negocio de narcotráfico valuado en los 40,000 millones de dólares, según expertos.

"Creo que en un mundo perfecto (a Valdez) le gustaría regresar y retirarse en algún momento. Pero eso no sucederá pronto, si es que sucede", expresó.

De hecho, las autoridades mexicanas tienen otros planes para Valdez y otros personajes del cártel, incluyendo su conocido líder Guzmán.

"Son un tipo distinto de criminales que hemos estado intentando encontrar. Tenemos operaciones importantes que buscar y detenerlos a todos", señaló Cabeza de Vaca.

"Estamos investigando, compartiendo información con los Estados Unidos e intentando encontrarlo".

1 comentario:

Carlos Paredes dijo...

creo que es mas probable que sea lugarteniente del los beltran